Cómo elegir un buen cuento para leer con mi hijo o hija.

Cómo elegir un buen cuento para leer con mi hijo o hija.
29/04/2020 Espacio Babú
Cómo elegir un cuento infantil

¿Qué son los cuentos?

Desde Espacio Babú sabemos la importancia de usar los cuentos infantiles para un buen desarrollo a todos los niveles. Los cuentos son la mejor manera de poner en metáfora nuestras situaciones del día a día. Entender el loco mundo de los adultos se puede convertir en una tarea difícil para las niñas y niños. Por eso, los cuentos son un gran aliado para poner en palabras y en dibujo esas vivencias. Poco a poco, tu hija o hjio irá entendiendo rutinas, sentimientos, sistemas familiares, hechos, etc. 

 

¿Cómo elijo un buen cuento para mi hijo o hija?

Lo más importante al elegir los cuentos, es que estén adaptados a la edad de nuestra pequeña o pequeño. Si el cuento es demasiado sencillo, no le prestará atención. Y si por el contrario, no lo entiende porque es para más mayores, tampoco le gustará. 

También es importante que usen un lenguaje sencillo. Te diremos un secreto, en Espacio Babú, nunca leemos los cuentos como vienen de fábrica, ¿por qué? Porque adaptamos el lenguaje al vocabulario del niño o niña. También lo versionamos según la situación que queramos trabajar. 

El mensaje final del cuento ha de ser claro. A veces nos liamos nosotras mismas con las explicaciones, y cuanto más concreto y coherente mejor. Se quedará grabado en el cerebro de tu hija/o para siempre. 

Otro aspecto que debes tener en cuenta es que los personajes del cuento sean atractivos. Pueden ser animales, niños, superhéroes… Tú conoces mejor que nadie a tu peque, así que elige cuentos que le vayan a gustar. Si le interesa más una temática que otra, elige cuentos que vayan en esa línea. 

Qué importante es elegir cuentos que expliquen situaciones cotidianas. Serán situaciones que ellos puedan comprender y aprender del cuento. Ahí tienes que analizar en qué momento evolutivo está tu hijo y qué le interesa. Algunos ejemplos de historias basados en: 

  • Miedo  la oscuridad.
  • Dejar el pañal.
  • Tener un hermanito/a.
  • Perderse.
  • Hacerse daño.
  • Jugar con los demás.
  • Rutinas: la hora de bañarse, de ir a dormir, despertarse o una comida en familia. 
  • Ayudar a un amigo.
  • Ir al colegio. 
  • Mamá se va a trabajar. 

Para terminar con los tips: es importante que el cuento tenga ilustraciones bonitas que te agraden a ti. Así cuando estés leyéndolo, tu comunicación no verbal será de satisfacción y felicidad. Esto hace que tu peque se interese mucho más en el cuento. Y ten en cuenta que no sea demasiado extenso, para que la atención sea completa durante toda la lectura. 

 

¿Cómo leer con mi hijo/a?

Leer un cuento requiere concentración. Es un momento precioso para crear un vínculo seguro con tu hijo/a. Contando historias fomentamos la imaginación y nos sumergimos en el maravilloso mundo de la fantasía y la magia. Los/as niños y niños son verdaderos maestros en esto. A nosotras, como mamás, a veces nos cuesta más. Haz un ejercicio de creerte totalmente la historia que le estás contando a tu peque. Disfruta de imaginarlo, de sentirlo y vivencial con los 5 sentidos. Un momento dulce, también para ti. 

De esta forma conseguirás que tu hijo o hija tenga una escucha intuitiva y activa. Los cuentos nos ayudan a reconducir nuestra vida, a entender qué está pasando.

Cómo leer un cuento con tu hijo o hija

Es importante quedarse siempre en la metáfora del cuento y no usar frases como: “ves, el cerdito también ha tenido un hermanito, como tú”, “su mamá también se va a trabajar, como yo”. Nada de esto, quédate en la situación del cuento y no lo compares con vuestra vida, porque sino nos salimos del cuento y ya no tiene el mismo efecto. 

 

¿Conocer a mi hijo/a a través de los cuentos?

Sí, se puede. Si tu hijo/a ya tiene lenguaje, le puedes ir haciendo preguntas de exploración para conocer bien qué siente, cómo se relaciona y un largo etcétera. 

Siempre hablando de los personajes del cuento, le puedes preguntar por ejemplo:

  • Uy, y por qué estará elefantito enfadado?
  • ¿Qué le habrá pasado al ratón?
  • ¿Cómo se sentirá Gastón?

Así, te contará sus preocupaciones y sus sensaciones, siempre hablando del personaje. Pero en realidad, está proyectando lo que entiende de la vida. ¡Qué gran recurso!

 

Selección de cuentos para niños

Elegimos buenos cuentos:

  • Primer año de vida: Toca, Toca, Libro Carrusel (Ed: Combel), libros de tela con diferentes texturas, libros con páginas gruesas para mover solapas y descubrir animales y libros con agujeros para meter los dedos y levantar objetos.
  • Llegó la hora de dormir: Pan Pan no quiere ir a dormir (Ed: SM).
  • Me hago mayor: Las Tres Pequeñas Lechuzas (Kalandraka), El gran libro del Pollo Pepe (SM).
  • Llegada de una hermanita o hermanito, etapa del no: Teo y su hermana (Violeta Denou), Cerdito bueno cerdito malo (Mwb Picturebooks), ¡No! (Little Tiger Press).
  • Dejar el pañal: ¿Puedo mirar tu pañal? (SM), El libro de los culitos (SM).
  • Rabietas: Vaya Rabieta (Corimbo), Tengo un Volcán (Carambuco).
  • Miedos: Los tres cerditos Carrussel (Combel), ¿Quien es? ¡Cuidado! (Combel).
  • Emociones: Mamá, ¿De qué color son los besos? (Imaginarium), Colección: cuando estoy…(SM), Elmer (Beascoa), ¿A qué sabe la luna? (Kalandraka), El Tragapupas (Corimbo)
  • Momento del baño: Gastón no se quiere ir a bañar (SM)

Si quieres saber más sobre cuentos infantiles, nuestra amiga Ana tiene una fabulosa selección de cuentos en su blog.